SEGUINOS

Investigan si el vino argentino puede ayudar a reducir el colesterol

La relación del vino con la salud y la calidad de vida se sustenta en muchas investigaciones que confirman esta hipótesis: el vino tiene compuestos que contribuyen a prevenir enfermedades y retrasar los procesos de oxidación de las células. Para sumar argumentos científicos en este sentido, la Facultad de Ciencias Médicas de la Universidad Nacional de Cuyo, junto a su par de Ciencias Agrarias y con el patrocinio de la Corporación Vitivinícola Argentina trabaja en una investigación que apunta a estudiar los efectos positivos del consumo moderado de vinos dentro de la dieta y su potencial contribución para reducir los niveles de colesterol perjudicial para la salud.

Para verificar esta hipótesis, los investigadores estudiarán los efectos del consumo de vinos tintos, de la variedad Malbec, con diferentes niveles de polifenoles. Es que precisamente estos compuestos polifenólicos, como las antocianas y el trans-resveratrol –que se producen en  la uva- son los que tienen efectos positivos en la reducción del colesterol que los especialistas llaman “sérico”, esto es el tipo de colesterol que puede inducir al riesgo de una enfermedad cardiovascular. “Mientras mayor es el contenido de estos compuestos polifenólicos/nutracéuticos presentes en el vino, mayor sería su efecto en la reducción de los niveles de colesterol sérico. Este proyecto estudiará el efecto depresor en hipercolesterolemia de origen dietario por ingesta de vino (tinto, Malbec) y vino enriquecido en polifenoles”, explican los especialistas.

Los resultados de esta investigación se conocerán hacia fines de 2019 pero desde ya podemos brindar por y con el vino, bueno para el alma y el corazón.